Cómo lograr que tu perro coma de forma tranquila

Adiestramiento

Es sabido que uno de los retos más difíciles a la hora de adiestrar es el de controlar a nuestra mascota cuando se trata de intervenir en su hábito alimenticio.

A veces no es nada sencillo intervenir en la comida de nuestro perro de forma correcta o marcar ciertos límites si no tenemos conocimientos previos sobre cómo actuar adecuadamente. Por eso, lo ideal es que conozcas de antemano algunos trucos si quieres conseguir llevar esto a cabo de una forma más profesional y apropiada para la ocasión.

¿Por qué es importante aprender a intervenir correctamente?

Aprender correctamente cómo intervenir en la comida de nuestra mascota es uno de los procedimientos más importantes que debemos realizar casi desde que nuestro perro es un cachorro, algo que sin duda evitará muchos problemas futuros.

Esto es de suma importancia si queremos que nuestro perro aprenda a comer no solo de nuestra mano, sino que también sea capaz de comer con nuestra mano metida en él sin que le provoque un comportamiento hostil.

Además, el poder controlar esto es un paso fundamental para que el perro luego no tenga problemas de agresividad con el tema de la comida y vosotros como sus dueños podáis coger cualquier cosa de su boca sin que esto conlleve ningún tipo de peligro.

Ejercicio práctico para intervenir en la comida de nuestro perro

Lo primero que tienes que hacer es poner un cuenco lleno de salchichas en el suelo. Una vez hecho esto, lo siguiente que deberás hacer será tocar la comida.

Es importante que todas aquellas personas que no puedan poner directamente la mano y tocar la comida, usen algún objeto que haga de prolongación de su mano, como por ejemplo puede ser un palo de escoba.

De lo que se trata es de poner el palo dentro del pienso e ir moviendo con cuidado por si tuviéramos una reactividad y el perro tirara a morder. Ante todo, nunca debéis temer su reacción o echaros instintivamente hacia atrás, porque lo único a lo que puede morder vuestra mascota es el palo, por lo que no debéis temer que os muerda a vosotros.

En caso de que metáis la mano en el cuenco, otro de los consejos que os podemos dar, es que cuando vayáis a meter vuestra mano llevéis algo más apetitoso de lo que el perro esté comiendo en ella. Es decir, si vuestra mascota está comiendo pienso y vosotros ponéis la mano y le ofrecéis una salchicha, eso siempre va a resultarle más apetitoso que lo que él está comiendo. Por lo tanto, el perro se acostumbrará a que vuestra mano esté ahí dentro y que sea un elemento bueno para él.

Algo que puede servir es haber dominado antes la orden de tumbado, porque en esa posición el perro será más susceptible a quedarse quieto y no acudir al cuenco que si está de pie, en posición de alerta.

Consigue más consejos útiles para adiestrar a tu perro en nuestros cursos caninos

Si buscas aprender más técnicas y trucos que faciliten el entrenamiento de tu perro no lo pienses más y apúntate a nuestros cursos de adiestramiento canino. En ellos encontrarás la mejor ayuda profesional para instruirte en cómo educar correctamente a tu mascota y lograr poner el orden y la disciplina necesarios para que esto sea posible.

Adiestrar correctamente a tu perro puede ser toda una experiencia si sabes cómo hacerlo. En nuestro Centro Canino en Valencia lo que más nos importa es unir a los dueños con sus mascotas para que ambos disfruten al máximo. Únete a nosotros y disfruta de un buen proceso de adiestramiento con el que obtendrás resultados desde el primer momento y, además, en el que disfrutarás aprendiendo conjuntamente con tu perro.